Nintendo Wii U

Top 10 mayores fracasos en ventas de consolas

La historia está llena de ganadores y perdedores. Hoy recordamos a esas consolas que están en la lista de mayores perdedores de la historia.

Vender millones de unidades es lo que un fabricante espera de su consola para animar a desarrolladores y que hagan juegos en ella y cobrar royalties. Si tienes muchas consolas puestas a la venta, enhorabuena, eres un éxito…

Pero aquí vamos a hablar de las consolas que No fueron un éxito. Esas que tuvieron unas ventas irrisorias por sí solas o que pese a la expectación que generaron gracias al pedigrí de lo que les precedía obtuvieron unas ventas ridículas. Porque la historia de los videojuegos es amplia, hay muchas, pero nos vamos a quedar con los fracasos bien sonados. Hay muchas consolas que se comieron los mocos en ventas, pero si no tuvieron promoción ni expectativas serias puestas en ella, o vendieron objetivamente pocas unidades pero para entonces las consolas no vendían mucho, no entran en esta lista.

10 – Wii U

Los nintenderos miraréis a las cifras y diréis, “¡Pero si ha vendido casi 14 millones!“. En efecto, pero aunque haya vendido mucho más que consolas que aquí entran, la ponemos sobre todo por las expectativas que había por ella. La sucesora de la todopoderosa Nintendo Wii. Esa consola que había vendido casi 100 millones de unidades antes y había hecho que mucha gente quiera jugar a videojuegos aunque sea solamente al Wii Sports.

Claro que, esperar que la Wii U tenga la misma cantidad de ventas que la Wii original era imposible. Si eso que llegue a cuarenta millones para considerarse un éxito… Pero no llegó ni a la mitad. Tan bajas fueron sus ventas que nada más salió la Nintendo Switch, se olvidaron de Wii U y empezaron a portear sus juegos a 3DS y Switch. Hoy solamente quedan por portear un puñado de juegos que ya tienen mejores equivalentes en Nintendo Switch, otros que serían complicados porque se diseñaron para usar dos pantallas, o que nadie quiere. Osea… ¿Alguien realmente querría Sing Party, Star Fox Zero o Devil’s Third?

Wii U consolas

9 – Sega CD y 32X

La Sega CD vendió sus generosos dos millones y la 32X se acercó al millón. En teoría eran ideas para alargar la vida de la MegaDrive hasta que saliera la Saturn. Pero estos añadidos no solo no hicieron nada por alargar la vida de la Mega Drive.

Además, generaron mucha desconfianza por la Sega Saturn. No había mucha confianza en estos accesorios salvo con la SegaCD porque estaban de moda los juegos en FMV. Tuvieron sus juegos como Popful Mail o Night Trap, pero es difícil encontrar títulos justifiquen comprar un añadido para la consola y que su mayor punto de venta no sea que te venden cinemáticas como las de Dragon’s Lair.

Sega CD consolas
Sega CD

8 – Pokémon Mini

Otra de esas pequeñas consolas que tuvieron muy pocas ventas, viendo que tardó dos años en desaparecer de estanterías ya apenas recibió juegos. ¿Una miniconsola de bajo precio dedicada a los fans de Pokémon con juegos enteramente de Pokémon? Podía funcionar viendo que Pokémon tenía muchos fans que no jugaban a los juegos y les gustaban por el anime o el juego de cartas y el precio no era alto.

Leer Más  Top 10 Momentos Locos de Hideo Kojima, o "Kojimadas"

Un riesgo muy bajo y con expectativas razonables, pero que al parecer no triunfó todo lo que esperaban. Pero para el precio que pedían, la gente podía ahorrar más y conseguir una Game Boy Advance con más juegos y más profundos. Solamente cuatro juegos de la Pokémon Mini llegaron a salir para la versión americana, cinco en la europea. Eso sí, los diez que se crearon salieron en Japón.

Pokémon mini consolas

7 – Apple Bandai Pippin

Realmente, la única razón por la que esta consola es recordada es porque la hizo Apple en colaboración con Bandai. A Apple ya la conocíamos en 1996 por sus ordenadores de sobremesa de calidad que estaban empezando a ser muy usados en oficinas por su versatilidad y enfoque en la ofimática y edición de imagen y sonido.

Ahora… ¿Cómo se traslada eso a los videojuegos? Apple ya tenía cierta experiencia con los videojuegos de antes de enfocarse en ordenadores de oficina y decidió colaborar con Bandai para crear la Apple Bandai Pippin. Solamente tuvo 23 juegos y los más perjudicados fuimos los europeos con solamente 2 juegos para la Apple Bandai Pippin lanzados en nuestro territorio. Confirmaron que solamente 42 000 unidades se vendieron, y esperaban tanto de ella que crearon más accesorios que consolas se habían vendido. Seguramente la Apple Bandai Pippin no es algo de lo que Apple querrá presumir mucho en sus keynotes. Pero parece que se han redimido con el Apple Arcade para iPhone y iPad, que tiene un precio competente y buena cantidad de juegos.

Apple Bandai pippin consolas

6 – Atari Jaguar

Atari ha tenido muchos, pero que muchos fracasos a lo largo de la historia. Sí, con la 2600 prácticamente crearon el mercado de videojuegos en estados Unidos pero abusaron tanto de su monopolio que fueron parte importante del crash del 83. Luego, sacaron más consolas para intentar remontar que para cuando lanzaron la Atari Jaguar su nombre estaba prácticamente por los suelos. Siempre fueron el farolillo rojo pero este es su caso más sonado.

No llegaron a vender ni medio millón de unidades y muchos juegos que una vez se vendieron para la Jaguar acabaron en otras plataformas donde consiguieron un notable éxito. Es decir… ¿Realmente habríamos tenido hoy los Rabbids si Rayman hubiera sido siempre una exclusividad de la Jaguar?

Atari Jaguar consolas

5 – PlayStation Classic

Pese a ser un gadget con el que jugara juegos clásicos emulados, sigue siendo una consola al uso porque la compras para jugar a juegos. Ahora toca ponernos en situación: Año 2018, Nintendo había cosechado éxitos con la NES Mini y la SNES Mini, que con su aspecto reducido permitían jugara juegos clásicos y bien emulados. eran el regalo ideal.

Leer Más  Just Dance 2020 para la Wii es de lo más vendido en Amazon

Sony no quería sentirse desplazado y por ello mandó hacer la PlayStation Classic. Pero parece que no comprendieron que además de tener un aspecto enano y ser hackeable para venderse como máquina de emulación, no le dijeron a los productores que debían tener una buena cantidad de juegos memorables y buena emulación. Si teníamos clásicos como Metal Gear Solid, Resident Evil, Final Fantasy VII, Rayman, Tekken y Abe’s Odyssee, nos daban a la vez juegos que virtualmente nadie pedía como Battle Arena Toshinden (buen 3D, pero jugablemente malo con ganas), Intelligent Qube, Cool Boarders 2, Revelations: Persona o Twisted Metal. Luego, en el campo de la emulación, digamos que tenía sus buenos fallos y pocas opciones de visualización.

Tan mal se vendió que es posible encontrarla en tiendas por menos de treinta euros. Su precio original eran cien euros, con lo que tampoco entendieron que las retroconsolas de Nintendo tenían un precio bien atractivo y eran ideales para regalar.

Consolas PlaYStation classic

4 – Sega Saturn

Se podría escribir un libro sobre la Sega Saturn y el episodio dedicado a mostrar el desastroso lanzamiento sería uno bien gordo. Estados Unidos esperaba la Sega Saturn y su lanzamiento fue anunciado como “Hoy mismo” por SEGA en el E3. Las tiendas no estaban preparadas para preparar los almacenes o estanterías, ni pedir stock para una consola y juegos que no habían generado expectación ante la ausencia publicidad.

En una época de streamings en vivo podría haber funcionado este lanzamiento sorpresa, pero fue todo un disparo en el pie por parte de Sega y minó la confianza con los minoristas. La Sega Saturn llegó a vender más de nueve millones de unidades, una cantidad nada desdeñable. Pero ventas pudieron ser mucho mejores si Sega hubiera pensado más tiempo la idea de hacer ese lanzamiento apresurado con solamente seis juegos. La consola necesitaba unos meses más para macerarse bien. No habría salvado a Sega pero sí que podría haber dado mejores ventas.

Sega Saturn

3 – Gizmondo

Es tal el tamaño del fracaso de la Gizmondo que cuando se menciona a la consola como una de las consolas que más fracasaron, se menciona el trasfondo de la consola. Relaciones con el crimen por parte de los directivos según algunos informes, grandes fiestas de lanzamiento, y muchos gastos que dejaron millones en deudas. ¿Todo para qué? Para 25 000 unidades vendidas en los cálculos más optimistas.

Cero expectación pero con una de las cifras de ventas más bajas. Y no hablamos de cuando las consolas daban gracias a llegar a esas cifras, porque hablamos de 2005 cuando incluso la PSP podía vender bien. Solamente tenía 14 juegos lanzados al mercado, y unos 40 cancelados porque solamente duró un año en el mercado. Y no nos olvidamos de que un modelo de 250 euros nos lo vendían con anuncios, y si queríamos nos sufrirlos, apoquinábamos por el modelo de 450. Aunque sea por la historia que tiene detrás, se merece este puesto de bronce.

Gizmondo

2 – Virtual Boy

Es inevitable que Nintendo, llevando tanto tiempo en el mercado de consolas, tenga alguna que haya sido un fracaso en ventas. La Wii U pese a ser un fracaso, tuvo unos diez millones de ventas y muchos juegos. Pero la Virtual Boy no llegó a las 800 000 copias vendidas y apenas tenía juegos.

Leer Más  Top 10 Videojuegos prohibidos en el mundo

Escaso catálogo que se cuenta en poco más de una decena en Estados Unidos, y algunos más en Japón. A eso se le sumaba la dificultad de vender esa Realidad Virtual que en realidad no lo era, juegos poco atractivos para el público… Hoy en día es objeto de coleccionistas y de chiste entre los más nintenderos. E incluso los mayores defensores de Nintendo dirán que jugar a la consola es un dolor de cabeza casi literal. Una idea demasiado avanzada para su tiempo, pero no por ser “revolucionario y difícil de explicar“, más bien “daba muchos problemas y la tecnología no estaba pensada para el uso que le querían dar“. Hoy tenemos su sucesor con Nintendo Labo y la Nintendo Switch, que al menos no te lanza rayos catódicos directamente a los ojos.

Virtual Boy

1 – Ouya

Quizás es por ser un caso muy reciente, pero es difícil imaginar una caída en gracia más grande que la Ouya. Principalmente por lo que vino antes de que llegara al mercado y lo que pasó cuando salió. A día de hoy sigue siendo uno de los proyectos más grandes de Kickstarter con 63 416 mecenas pagando 8 596 474 dólares para que la Ouya exista. 135 dólares de media.

¿Qué hizo Ouya con ese dinero? Hacer una minicosola que en el mejor de los casos era la placa digna de una tablet de lo que entonces era gama alta, metida en una carcasa que se controlaba con un mando de consola. Incluso la propia directiva de Ouya decía que la consola no era nada especial. Ahora, ¿Y los juegos? Casi todos eran juegos móviles de baja calidad, y como mucho Towerfall destacó como el único exclusivo y acabó siendo porteado a consolas en las que sí conseguiría ventas. No es difícil imaginar que su fracaso se debe principalmente a que no llegaron a ofrecer nada a los consumidores aparte de promesas de intentar revolucionar el mercado con una consola llena de juegos indie. Esas promesas no las pudieron cumplir o no convencieron al resto de consumidores.

Ouya consolas consola
Ouya

Benjamín Rosa Fernández

Madrileño cuya andadura editorial empezó en 2009. Me encanta investigar curiosidades que después trae a nuestros lectores en sus artículos. Estudié fotografía, habilidad que utiliza para crear fotomontajes humorísticos.

Publicaciones relacionadas

Un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba